Transporte aéreo

Así avanza la renovación y obras de mejoras en los aeropuertos de más de 20 ciudades

El gobierno destinará más de $690.000 millones que se sumarán a la inversión privada para mejorar la competitividad de terminales aéreas.

Colombia vive una renovación en sus aeropuertos con miras a estar preparados para cuando llegue el momento de la reactivación total de la industria, por ello la inversión del Gobierno supera $690.000 millones en obras, la cual aumenta si se cuentan las cifras de las terminales concesionadas.

El Ministerio de Transporte informó que la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) tiene vigentes seis concesiones aeroportuarias que operan 16 terminales y, actualmente, estas empresas realizan obras de mantenimiento en seis aeropuertos, como por ejemplo la rehabilitación de la calle de rodaje y el viaducto de ingreso y salida de pasajeros en el de Rionegro; mientras que el Aeropuerto Ernesto Cortissoz de Barranquilla está en la fase II de su modernización.

Las obras más recientes han sido la ampliación en los parqueaderos públicos y en las zonas de ingreso del el Aeropuerto Palonegro, la modernización del Aeropuerto Camilo Daza de Cúcuta, la ampliación en el muelle internacional del Aeropuerto Rafael Núñez y en la terminal de carga del Aeropuerto José María Córdova, todas ellas en 2018 y 2019.

El año pasado se llevaron a cabo las obras de la pérgola de conexión para pasajeros en el Aeropuerto Rafael Núñez y la fase I de la modernización del Aeropuerto Ernesto Cortissoz. Hay que recordar que La inversión entre agosto de 2018 y diciembre de 2020 en los aeropuertos concesionados fue de $460.000 millones para operación y mantenimiento.

Según el cronograma de la entidad, las obras de los aeropuertos de Puerto Carreño, Popayán, Providencia y San Andrés culminarían entre diciembre de 2021 e inicios de 2022, al igual que la rehabilitación del lado aire del Aeropuerto Juan José Rondón de Paipa.

Otras obras de mantenimiento que se están ejecutando y que están previstas a entregarse en el segundo semestre del próximo año, se realizan en Florencia, Ibagué, Barrancabermeja, Bucaramanga, Pasto, Riohacha, Valledupar , Santa Marta, Tumaco, Buenaventura y Arauca.

En estas ciudades se realizan, en mayor medida, rehabilitaciones y mantenimiento rutinario de áreas de lado aire de los aeropuertos, pero también en las calles de salida rápida, en las plataformas, las pistas, en las obras de drenaje, las zonas de seguridad y en el servicio de extinción de incendios.

El costo de las inversiones varía según el aeropuerto. En el Gustavo Artunduaga de Caquetá es superior a $25.800 millones, en el Aeropuerto Perales es de $24.600 millones, en Santander, con el Aeropuerto Yariguíes, asciende a $30.000 millones y el de la capital se acerca con $29.400 millones.

Pero la inversión más grande está en el mantenimiento de El Dorado con una cifra superior a $74.000 millones; en ese sentido sigue el Aeropuerto Antonio Nariño, con $56.300 millones y el aeropuerto de la Guajira, Almirante Padilla, con $42.200 millones ya que, aparte del mantenimiento, se construye el sistema de drenaje.

Con estas obras en ejecución, la ministra de Transporte, Ángela María Orozco, aseguró que “Colombia ha venido consolidando una infraestructura aeroportuaria de largo alcance pensada en la conectividad y la competitividad”.

En esto coincidió el vicepresidente de Operaciones de Red y Aeropuertos de Avianca, Julián Laverde, quien dijo que, “el trabajo articulado entre Gobierno, operadores de aeropuertos y aerolíneas para tomar decisiones en el mediano y largo plazo es clave”.

José Barrera, gerente de Infraestructura y Transporte de Esri Colombia, explicó que, con herramientas tecnológicas se pueden realizar gemelos digitales de los aeropuertos “para ahorrar tiempo, dinero, costos y realizar una planeación muy precisa” ya que se obtiene información de la composición espacial en tres dimensiones, de gran utilidad en la mejora de infraestructura.

Pues permite con sistemas de georreferenciación se puede conocer el estado de las pistas, los servicios públicos dentro y hasta el inventario de los extintores.

De igual forma, Julián Vela, CEO de la empresa de topografía y realidad virtual, Volartech, explicó que uno de los proyectos que están próximos a realizar es el monitoreo de las obras en el Aeropuerto del Café del departamento de Caldas, y contó que para en este tipo de construcciones, a través de drones y sensores se pueden calcular volúmenes de tierra en metros cúbicos, ya que “las tecnologías 4.0 permiten llevar el cronograma en tiempo real, ser más eficientes y cumplidos, evitar retrasos, y hacer que los costos y las obras no se queden como elefantes blancos”.

Siendo esta otra opción tecnológica para constatar el cumplimiento de los tiempos de las obras, “podría ser una muy buena forma de auditoría en vivo o veeduría de obras civiles a nivel público” afirmó Vela, pues se podría poner a disposición de la ciudadanía.

Los retos de la infraestructura aeroportuaria


Desde el punto de vista de las aerolíneas miembro de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (Iata), el Vicepresidente de Operaciones de Red y Aeropuertos de Avianca expresó que además de crear un plan de acción entre autoridades y aerolíneas, hay desafíos claves para optimizar la capacidad aérea del principal aeropuerto del país: El Dorado.

Entre ellas están implementar de manera eficiente las inversiones en infraestructura, plantear contratos de concesión con estándares internacionales, mantener un marco regulatorio competitivo frente a los países de la región, y aprovechar la posición geográfica para consolidarse como eje de la aviación.

Fuente: La República

Imagen:  La República

Ver artículo original

Volver a página de inicio

Categorias